Qué ver en Sevilla en un día

Recorrer Sevilla en un día puede parecer complicado pero no es imposible. Si sólo dispones de 24 horas para pasar en la capital hispalense, no lo dudes y revisa esta selección de los lugares imprescindibles que no te debes perder.

Un interesante plan para la mañana

La visita a Sevilla en un sólo día empezará bien temprano en el Real Alcázar de Sevilla, uno de los monumentos más conocidos de la ciudad. El Real Alcázar, que ejerció durante muchos años como residencia de la corona en la ciudad de Sevilla es una visita imprescindible si se pretende conocer granada. Destacan en el Real Alcázar el Patio de las Doncellas, la Sala de Carlos V, la Sala de los Reyes y el Salón del Emperador.

Para continuar la visita sin duda se debe seguir por la Catedral de Sevilla y por la Giralda. La monumental Catedral es una de las más grandes del mundo y está compuesta del Patio de los Naranjos, la Giralda y la Capilla Real. En la Capilla pueden encontrarse los restos de diferentes reyes castellanos y de el descubridor Cristóbal Colón. El patio de los Naranjos y sus alrededores sin duda también merecen una visita y por supuesto, la Giralda, la estrella sevillana merece un rato y una visita a su campanario, tanto para conocerla mejor como para poder observar sus increíbles vistas. Se trata de una torre que en un principio fue el Alminar de la Mezquita que se encontraba ubicada en el lugar en que ahora se encuentra la Catedral y que actualmente es el campanario. Después de estas intensas visitas vale la pena acercarse a conocer la Iglesia del Salvador, la segunda Iglesia más grande, después de la Catedral.

Al medio día, será interesante acercarse a visitar alguna de las zonas de tapeo que se pueden encontrar por el centro de Sevilla, por el Casco Antiguo, dónde se podrá disfrutar de una sin duda rica y fresca cervecita, un delicioso pescadito frito e incluso, si tienes más hambre podrás entrar a comer y degustar unos ricos huevos a la flamenca típicamente sevillanos. Si esta zona te parece algo cara o no encuentras algo que te guste, siempre podrás acercarte a la zona de Triana, dónde encontrarás un gran número de bares de tapeo.

Booking.com

Y por la tarde continúa la visita Sevillana

Una vez cargadas las pilas y antes de continuar tapeando, bebiendo cerveza o saliendo de fiesta, valdrá la pena continuar aprovechando al máximo el tiempo y conocer el barrio de Santa Cruz, visitar los Jardines de Murillo y pasear hasta lo que era la Antigua Fábrica de Tabacos.  A continuación, será parada obligatoria el acercarse a conocer el Parque María Luisa con la Plaza de España como principal atractivo. 

El barrio de Santa Cruz es un barrio sevillano realmente conocido ubicado en el centro de la ciudad y que limita con el Alcázar y con la Catedral. Se trata de una zona ideal para conocerla bien, paseando con tranquilidad y disfrutando cada detalle. Aquí podrán conocerse la Iglesia de Santa Cruz, el Palacio de Altamira y la famosa Torre del Agua. Además, en sus plazas y calles se podrán encontrar diferentes casas-patio sevillanas con todo el encanto andaluz, con muchas plantas y flores y con un frescor y una vitalidad total.

El Parque de María Luisa es el parque más famoso de toda la ciudad, aunque realmente se trata de un enorme jardín público, realmente animado y con diferentes ambientes en los últimos tiempos. Es un bien de interés cultural y antiguamente formaba parte de los jardines de San Telmo. En este parque fueron construidas para diferentes Expos las plazas de América y de España, unas de las zonas más famosas de todo el parque.

La más conocida es la Plaza de España y realmente se trata de un conjunto arquitectónico espectacular que presenta una arquitectura marcadamente andaluza y fue construido para la Expo de 1929. Los muros de esta plaza se encuentran decorados con diferentes bustos y sus bancos están decorados con azulejos de las provincias españolas. La plaza está bordeada por un canal y tiene concretamente cuatro puentes diferentes. Éstos fueron construidos en representación de los cuatro grandes reinos de España: los 4 antiguos reinos de España: León, Aragón, Castilla y Navarra. Dos torres flanquean la plaza y en el centro hay una fuente de tamaño grande. Se trata de una zona que vale la pena visitar y que también agradará a los niños, pero además, el conjunto del Parque María Luisa presenta diferentes zonas perfectamente preparadas y equipadas para que los más pequeños de la casa puedan disfrutar de un buen rato de ocio mientras los padres toman algo en una terraza o en un restaurante.

Además, por la noche sin duda no deberías dejar de salir de nuevo de tapeo, con una cervecita y un buen vinito y disfrutar del mejor ambiente del centro sevillano. Después de una buena cena, visitar un espectáculo Flamenco en alguno de los tablaos que encontrarás en la ciudad será la mejor opción para acabar con un día redondo y poder partir al día siguiente con la sensación de haber aprovechado el tiempo al máximo.

Comparte en las redes socialesTweet about this on TwitterShare on Facebook1Share on Google+0Pin on Pinterest0
(5/5) de 1 votos.